miércoles, 27 de octubre de 2010

Demasiado

Nada, que yo pensaba que podría escribir un poco más pero veo que no es posible, no doy más de si! Entre el trabajo, el bichito, hacer (poco, todo hay que decirlo) en casa y cosas que me pongo yo sola no tengo tiempo para escribir. Cuando me conecto me lio a leer blogs y cuando quiero darme cuenta ya es demasiado tarde y no me queda ni tiempo ni ganas de escribir.

Hoy me duelen las piernas como pocas veces me ha pasado.

Llevo dos días que desde que acuesto al bichito no paro. Anoche me puse a planchar a las 23:30, nada, sólo las cuatro camisetas del enano, me dije a mi misma. Como si no me conociera!!! No pude, al final planché hasta lo que no era necesario. Vale que no estuve demasiado, como una hora, claro que eso desencadenó que me fuera a dormir a las mil. Así iba yo por la mañana.

Hoy pues parecido. Por la tarde como la tenía un poco más "libre" porque he ido a rehabilitación después de currar y la vecina al final no ha pasado (que ya le vale, dos días dando plantón, di que con lo pesailla que es casi que lo agradezco), me he liado a hacer un bizcocho y la masa de las croquetas, o mejor dicho a picar (a mano) la carne. Halaaaaaaaaa!!!! luego que voy de culo culero, para darme de tortas.
Pero eso no es  todo, dejalo todo fregado, tápalo todo con film para que no se seque, a todo esto he tendido una lavadora, he recogido el catálogo de juguettos que ha destrozado mi bichito (porque su santo padre se lo ha dejado, siendo que aún teníamos que mirar lo que encargarle a los Reyes), recoge la ropa tirada del suelo de después del baño, me he lavado y secado la cabeza, he cenado (eso si, a las 23:30),...y ya no se cuanto más porque madre mía, si anotáramos lo que hacemos sería para volverse locas.

A todo esto me viene a la memoria que un día en la consulta del médico vi un artículo que precisamente hablaba de esto, de las cosas que hacemos las mujeres. Más en concreto decía que cuanto dinero deberíamos cobrar las mujeres por todo lo que hacemos. Entre otras cosas anotaba la limpieza de la casa, hacer la comida, sacar al perro de paseo, ayudar a los niños con las tareas, planchar,...si nos paramos a pensar, si nos tuvieran que pagar por todo lo que nosotras hacemos GRATIS saldría la "broma" por un buen pico, no me acuerdo cuanto salía en total según lo que ponía en aquella revista, pero superaba de mucho los 2000 euros, eso sin contrar con el sueldo del trabajo.

Por eso hoy me siento una SUPER MUJER, reventada, pero súper, jejeje

Etiquetas: ,

6 comentarios:

A las 28 de octubre de 2010, 2:49 , Blogger Magda Pérez Hervás ha dicho...

Claro que somos super, Mas pensando que todo lo hacemos lo mejor de lo mejor sin esperar mas recompensa que esa, seguir atendiendo las necesidades de los nuestros.

Un superabrazo

 
A las 28 de octubre de 2010, 13:36 , Blogger LAKY ha dicho...

Por supuesto, todas somos supermujeres. Sólo de pensar al final del día todo lo que hemos hecho... asusta!

 
A las 28 de octubre de 2010, 14:25 , Blogger Cartafol ha dicho...

yo soy Súper-súper-súper mujer, porque tendré que poner uno por hijo y la S mayúscula por el maridín no?,jajaja, es broma, es el tema de siempre, nadie nos valora lo que merecemos...

 
A las 28 de octubre de 2010, 15:05 , Blogger Florencia ha dicho...

Ay si! Yo estoy también con esos días! Con 2 trabajos, el peque, la casa y aaaaaaaaaaaaaaaaah. No puedo más! Me pasa que me acuesto tardísimo y como no paro un segundo estoy tan pasada de revolución que encima no puedo dormir =S “OMMMM – OMMMMM”

 
A las 29 de octubre de 2010, 7:11 , Blogger Esther ha dicho...

qué horroroso chip tenemos las mujeres insertado que nos lleva a hacer locuras como planchar cuando no es estricatamente necesario y lo que necesitamos es descansar...
en las clases de preparacion al parto, nos decian que si teniamos un rato, que descansaramos o durmieramos, que no nos pusieramos a limpiar y ordenar en pleno posparto... porque creo que todas o casi todas caemos en el mismo error

 
A las 31 de octubre de 2010, 17:25 , Blogger bichito ha dicho...

Esther, que verdad!!! el problema es que como nadie te hace las cosas de casa pues vas tu y las haces, aunque tengas una cesárea y te digan que tienes que darte paseitos cortos y estar casi todo el tiempo tumbada. Anda que no...yo a escasos días de que naciera el bichito ya hasta me agachaba, como podía, con cuidado, pero me agachaba. Si me parece muy bien, pero si tu marido se va a currar (porque se le ha acabado el permiso de paternidad), tu madre también trabaja y solo estás tu y tu bebe...alguien tiene que hacer las cosas y si no que nos pongan una persona para hacer las tareas mientras estamos convalecientes.

El chip podría venir también insertado en los hombres, no???

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal